Taburete y Destino 48 desbordan la Plaza de Toros de Gijón

Desde mucho antes, los aledaños de la plaza de toros de El Bibio, en Gijón, se llenaban de personas, entrada en mano, para ocupar a la carrera los mejores puestos delante del escenario del Metropoli Winter Edition, que se encuentra en sus primeras jornadas de invierno. El éxito de este festival parece que no se limita al mes de julio, el público quiere y necesita música, sobre todo en estas fechas donde los amigos se reencuentran; y que mejor que abrazados y cantando.

Había ganas y sueños. Sueños que por fin, y tras años de trabajo, se hacían realidad, una realidad que disfrutaron desde el primer momento, en que los focos del escenario se encendieron e iluminaron a los miembros de Destino 48. Minutos antes nos mostraron momentos especiales en el seno de la banda, como su grito de guerra  o la salida al escenario. Ya se podía escuchar ‘500 días juntos’, al que siguió el tema ‘Esto no es un simulacro’. El sueño se había cumplido, estaban en la plaza de toros de Gijón, con un público numeroso que seguía con atención su música.

Cómo nos adelantaba hace unos días Jaime Arístegui, voz y guitarras, querían ofrecer un setlist como si de un concierto en una sala se tratara, pero con algo más de ritmo, más eléctrico. ‘Mirando al sur’ confirmó esos deseos y consiguió que los coros del coso, que por momentos se iba llenando más y más, les acompañaran con palmas. Estaban cómodos en el escenario y se notaba, sólo pensaban en disfrutar y vivir la felicidad de terminar el año, su mejor año, de la manera perfecta. ‘Hortaleza’, tema por excelencia del grupo que jugaba en casa, hizo que los móviles flotaran en un mar de bailes.

Ahora era el momento de Talo Arístegui, batería de Destino 48, que regaló al festival ‘La luz de tus ojos’ y daba paso a una de las melodías más inconfundibles, ‘Sol de invierno’ que se ha instalado en las cabezas de los seguidores del rock en español. Una hora de concierto se hace muy escasa si se está disfrutando y eso ocurría a ambos lados del escenario, ‘Utopía’ era el tema elegido para cerrar el 2017, y presentar a los miembros de la formación, muy especialmente a Luis García, que acompañaba al grupo con su guitarra por primera vez, un estreno que seguramente jamás olvidará.

Cambio de escenario… Y espera, en concreto 43 minutos, que provocaron alguna que otra protesta y silbidos de impaciencia entre un público muy joven, algunos acompañados de sus padres, en el que posiblemente pudo ser el primer concierto de su vida. Ahora el aforo se completaba y el calor en la carpa instalada comenzaba a subir. Una versión muy rítmica y rockera de ‘Los peces en el río’ dejó atrás los silbidos para convertirse en palmas y saltos que hacían vibrar el albero del lugar. Esto y las canciones coreadas de principio a fin, fueron la tónica del directo de Taburete, la formación de Willy Bárcenas y Antón Carreño llegaban a Gijón para cerrar el año, un día después de llenar con ‘Hombres G’ el WiZink Center de Madrid.

‘Mexico .F.’, ‘Ella’ y ‘Al alba’ fueron los temas elegidos para abrir su directo. Con este comienzo se pudo ver la energía que derrocha la banda y el particular sonido pop mezclado con melodías mexicanas, donde la trompeta tuvo que ver mucho en este último toque. Frases de folclóricas como “Si me queréis, irse” de Lola Flores, jugaban con los movimientos de manos de Willy, que flotaban con cada nota de los temas, dándoles una gracia especial.

Otro de los momentos en los que la plaza de toros vibró al máximo, fue con temas como ‘Mariposas’ o ‘Dos tequilas’, con todos los flashes de los móviles en el aire y las caras de felicidad iluminadas. También hubo tiempo para celebrar la amistad, los amigos se abrazaron unos con otros, y los que habían ido solos o estabas separados de sus conocidos pronto encontraron brazos que les incluyeron en los abrazos comunes. Un gran gesto a recordar.

Con ‘Sirenas’ se cayó el coso de El Bibio, ninguna garganta se quedó callada y abría el tiempo de los bises que terminó con ‘Caminito a Motel’. Los focos se apagaban pero la fiesta sin duda continuó. Una gran noche para despedir el año musical con muy buen sonido a pesar de la dificultad de ser una carpa cerrada. El año 2017 se va, con el título de uno de los mejores, en muchos niveles. Este título esperamos que sirva como declaración de intenciones al que viene, seguro que Destino 48 y Taburete lo tienen más que claro. Larga vida a Metropoli Winter Edition.

Taburete y Destino 48 desbordan la Plaza de Toros de Gijón
Vota este post

Oskar Fanjul

Ingenierio Civil apasionado de la música y el espectáculo. Inspirado en los 80's, me gusta descubrir nuevos sonidos. Bailo y canto todo el tiempo, profesionalmente en la ducha. Me fijo en cada esquina por si aparece arte.

Oskar Fanjul

Oskar Fanjul

Ingenierio Civil apasionado de la música y el espectáculo. Inspirado en los 80's, me gusta descubrir nuevos sonidos. Bailo y canto todo el tiempo, profesionalmente en la ducha. Me fijo en cada esquina por si aparece arte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies