El Kanka: “Lo importante es seguir currando, haciendo canciones y vivir dignamente de esto”

El Kanka publica su nuevo y cuarto álbum El arte de saltar

El Kanka lanza un nuevo disco con 11 canciones que se traducen en El arte de Saltar, el cuarto en una trayectoria musical que no deja de crecer. El amor, la pasión, la naturalidad, la motivación, el después de un orgasmo, el hecho de vivir tu vida y no la de los demás y el arraigo por Andalucía son algunas de las sensaciones y reflexiones que Juan Gómez (El Kanka) ha sentido en estos 2 años de creación y ha querido plasmar en, según él, su proyecto musical más maduro hasta el momento.

Juan define a El Kanka como una especie de cantautor, nacido en Málaga en el año 1982. Quien Lleva ya bastantes años dando vueltas por España y parte del extranjero, cantando las cancioncillas de sus 3 discos, ahora ya 4. El concepto musical trata de canciones en las que se da mucha importancia a lo que significa una canción en el sentido estricto de la palabra, canciones que intentan ser redonditas, donde la música diga lo mismo que la letra. Y sin carecer de cierta ironía y sentido del humor de trasfondo, así como de cierta positividad. En El Kanka hay un poquito de todo, “bastante eclecticismo en el rollo”.

Y en este artista sobre todo hay personalidad, buena intención, disfrute, variedad y libertad. Él sigue haciéndolo bonito y fácil.

El Arte de Saltar no viene como una obra pensada premeditadamente, sino como un resultado de diferentes canciones, construidas componiendo con total libertad, un afán al que se dedicaría aunque su profesión fuera otra. Las paranoias estos 2 últimos años han dado lugar a los temas. “Cuando llega el momento de ponerle un título o hablar del disco en general me pregunto qué tiene que ver una canción con otra, no le veo mucha conexión, más allá de ser una especie de fotografía de mis últimos 2 años, las reflexiones que he hecho se encuentran ahí. Me da coraje pero pienso que es el disco más maduro, también porque soy más mayor. Tiene un punto más serio, he notado que ya no estoy pensando en si va a gustar o si no, en si tengo que ser más cachondo o menos,- que nunca he pensado mucho en esas cosas, he compuesto con bastante libertad -, pero me encuentro en un momento que ya son 4 discos, ya tengo una trayectoria, no es que esté consagrado ni muchísimo menos pero sí que tengo un publico que me sigue, un montón de canciones, tengo claro ya el rollo, otra seguridad… Tengo la sensación de que no me he rallado nada en este disco, intento que las canciones sean bonitas, redonditas y poco más, no he querido echar muchos efectos especiales. Suena muy natural, está hecho junto a una banda ya consolidada, ya considero que es mi banda, son gente de confianza, he repetido productor, ha sido todo muy fluido, lo que contrasta con el trabajo que me cuesta explicarlo, que no es nada fluido”.

No solo cuenta con nuevas obras de El Kanka, también con tu sello propio. ¿Por qué A Volar Music edita El arte de saltar?

Nosotros siempre hemos sido independientes. Es verdad que los últimos discos los hemos sacado con Maldito Records, que es una discográfica independiente, más pequeñita, aunque lleva mucha peña. Y muy guay, pero a María, mi mánager, le gusta hacer las cosas muy a su manera, es una trabajadora incansable, todoterreno, y al final la sensación que tenemos es como que nosotros estamos implicadísimos; y es una prueba y es coherente porque estamos dando la cara siempre desde cada acción que hacemos. Con esto nos tiramos a la piscina también a nivel discográfico. Sobre todo lo hace María, yo hago lo de las cancioncillas”.

“Sí que puedes” es un mensaje a un amigo en concreto

Conocimos Sí que puedes como el primer single del disco, un tema con un mensaje motivacional. En este sentido ¿quisiste hacer una carta de presentación del disco que transmitiera positividad, motivación?

“Este disco no sé por dónde cogerlo, no se parece en nada una canción a la otra, es la sensación que tengo yo. Luego tú lo escuchas y dices “me suena todo lo mismo”, pero creo que hay muchas cosas que no había hecho antes y los temas entre sí no se parecen en nada, no hay ningún tema que se parezca mínimamente a este single. Estuvimos barajando 2 o 3 temas como single, finalmente nos decidimos por este porque nos pareció que la producción había quedado muy bonita y porque el tema más allá de ser el mejor o peor, siento que es muy sencillo. Para mí el single tiene que ser punta de lanza, un tema que entre fácil, que no sea enrevesado, y eso lo cumple, es super pegadizo, con un mensaje muy claro, muy positivo. Este es un tema que en realidad le hice a un amigo mío que estaba pasando un mal momento y era para decirle no te pongas esas zancadillas que uno mismo se pone muchas veces, es un mensaje a un amigo en concreto”.

Este tema además cuenta con influencia anglosajona. ¿Qué te ha llevado a alejarte un poco del ritmo latinoamericano?

“En este tema, de hecho en el resto del disco hay un montón. Una época me ha dado por escuchar a Matt Corby y Bon Iver sobre todo, que hace una cosa como muy delicada, utiliza mucho el falsete, son como texturas, temas muy minimalistas, y al escucharlo me salió este tema. Sí que está muy influenciado por esa onda, yo quería una cosa super sencillita”.

La idea era que fuera muy de la calle, muy de la gente, porque el tema se basa en lo que más me gusta de Andalucía, la gente, esa especie de poesía callejera, de arte cotidiano.

Muy distinto es el ritmo de la canción Andalucía, ¿un nuevo himno para tu tierra?

“Hombre eso lo tendrá que decir la gente de mi tierra, yo no lo he escrito con esa pretensión. Sí que hay una pretensión popular, los himnos son populares, pero en esta la idea era que fuera muy de la calle, muy de la gente, porque el tema se basa en lo que más me gusta de Andalucía, la gente, esa especie de poesía callejera, de arte cotidiano que veo tanto en Andalucía. Los andaluces somos gente que vivimos mucho en la calle y que desarrollamos el idioma de una manera muy particular porque hablamos mucho entre nosotros… Quería dar mi visión de Andalucía, una tierra que tiene mucha personalidad. De hecho en Colombia cuando nos imitan a los españoles nos imitan a los andaluces, es muy gracioso. Yo estoy enamorado de Andalucía, además llevo muchos años fuera y tengo esa nostalgia perenne, tengo el corazón dividido siempre, porque parte de lo que soy está allí, mi familia, mis amigos y la propia tierra, mi propio barrio, hay algo de mí que se queda ahí. Es una especie de canción de amor que pretendía dar una visión un poquito distinta de lo de siempre, del flamenco… por eso me gusta nombrar a algunos artistas, ya que existe esa imagen del perro andaluz”.

¿Qué otro tema de este disco cantarías a alguien que te escucha por primera vez?

“Le cantaría el que me apeteciera según el momento. Ahora mismo por ejemplo Por tu olor, pero igual después canto otro”.

El disco también trae otras sorpresas: colaboraciones con Jorge Drexler y la comparsa Martínez Ares. ¿Por qué ellos?

“A lo largo de los discos he pensado en colaboraciones y recuerdo que en el segundo disco fue la primera vez. Hablando con el productor Juan de Dios Martín, me dijo no pienses en una colaboración porque sí, piensa en qué tema le pegaría a quién, y desde entonces he intentado hacerlo así.

Son 2 colaboraciones que tienen absolutamente sentido. El tema que canto con Drexler, Por tu olor, es un tema que parece que lo ha hecho él, tiene mucho la influencia de él y tenía ganas de colaborar con él hace mucho tiempo porque es un referente, un artista. Le encantó el tema y le pega un montón. Y la comparsa Martínez Ares porque yo soy un fanático del carnaval de Cádiz y he compuesto algunos pasodobles a lo largo de mi vida, pero este (Desde lejos) concretamente era muy carnavalero y quería hacerlo con una agrupación de allí, entonces como tengo amistad con Antonio Martínez Ares, el autor y director, se me ocurrió. Es un tema del disco que no tiene la misma instrumentación, no están mis músicos, yo solo canto. Es una de las comparsas más punteras, conocidas y que mejor suenan del carnaval y fue muy impresionante verles”.

Has viajado por toda España y Lationamerica llenando salas con De Pana y Rubí, y no va a ser menos el caso de la gira de El arte de saltar, ¿no? 

“Son unas ganas relativas porque cuando voy trabajamos un montón. Es muy emocionante, por ejemplo en Argentina nos tenían muchas ganas, hubo una respuesta del público super buena. Siempre hace ilusión llegarle a una gente que está tan lejos y que a le vez nos lanza tantos mensajes de cariño desde allí. Es fascinante porque yo soy un artista que no sueno ni en la radio aquí, allí mucho menos, las primeras veces siempre me he encontrado unas 300 personas cantando los temas. Son un público mucho más curioso, les interesa mucho lo que hacemos los españoles, son muy activos en redes, pasionales, es algo increíble. Tenemos la vista puesta allí y yo escucho mucha música latinoamericana desde chiquitito y siento que es un ida y vuelta que se dice, algo que les tengo que devolver y mi música allí entra muy bien. Es un punto exótico pero también que conecta con su folclore. Es muy guay, me apetece, y a la misma vez es un palizón; cuando vengo a la semana siguiente no me llames, porque vaya tela”.

¿Cómo ha sido escalar en este mundo de la música partiendo de una independencia artística en la industria?

“Ha sido una escalada muy trabajosa, poquito a poco, comiéndome mojoncillos… Al principio tardé mucho en sacar disco, no sé si por perrería o porque no tenía dinero (risas), el primero lo saqué con 30 años, llevaba mucho tiempo componiendo y tocando. Me he recorrido España entera en autobús cantando para 20 o 30, para los que venían sin saber, gente que no se sabía los temas… eran conciertos muy distintos de los de ahora. Hace 5 o 6 años estábamos a ver quién venía y poco a poco a base de dar muchísimos conciertos, de sacar 4 discos en 5 años y de intentar currar todo de la mejor manera posible, echando el tiempo que hay que echar a las rede sociales…intentado abarcar todo lo que podríamos y hacerlo lo mejor posible, aquí estamos, todavía en la lucha“.

Y en esta escalada vemos algunos ejemplos como salas que cuelgan el sold out, tu aparición en la plataforma digital Deezer o tu participación en Operación Triunfo.

“Yo intento tener los pies en la tierra. No es lo mismo si me hubiera pillado con 20 años, creo que lo hubiera gestionado peor, pero a día de hoy con todo el curro que me he pegado y 35 años, peinando ya canas, siento que tengo que seguir trabajando, lo importante es seguir haciendo canciones, seguir currando y vivir dignamente de esto sin más pretensiones que esa. Así me lo intento tomar todo, la verdad. Lo de OT es casi anecdótico la verdad, dentro de que me ha venido genial, porque ha tenido mucho tirón la edición y concretamente Amaia, no ha sido en balde, ha sido gratis y yo me he aprovechado, pero es anecdótico, yo voy a seguir trabajando. Esta edición se olvidará y sinceramente me gustaría que Amaia tuviera una carrera musical porque tiene mucho talento, se lo merece más allá del concurso, pero algunos lo conseguirán y otros no, ya se sabe. Yo voy a seguir, alguna gente que me haya conocido por ella seguirá mi rollo y otra gente no”.

¿El Kanka ha cambiado en ese camino?

“Intento mantener los pies en el suelo, llega un punto que me imagino que pierdo un poco la realidad, cuando ves a tanta gente pendiente de ti, no es algo normal. También es una vida extraña y es difícil mantenerse con los pies en la tierra, ya no solo de ego, es un punto de irrealidad en esta profesión. Conservo mis amigos de siempre, me gusta llevar una vida lo más sencilla posible. Tampoco es que sea Alejandro Sanz, me conoce mucha peña pero ya está, sin más, me doy una vuelta por la calle, me tomo un café en un bar y no me molesta nadie. Entonces intento tomármelo como lo que es, un trabajo, lo que me apasiona”.

Para nosotros la música es un lenguaje poderoso capaz de rescatarte, ¿Qué es para El Kanka la música?

“Pienso que la música es lo mejor que hay, es el arte más completo, no creo que haya una disciplina capaz de mover tanto como la música. Te puedes reír, pensar, emocionarte, bailar… es una cosa que si quitamos la letra y cogemos solo la música, conecta con una parte inconsciente nuestra, porque no tiene concepto. Hay algo etéreo que conecta de una manera más profunda. Se han hecho experimentos de quitarle a las películas la música de fondo, pero no te emociona igual; la manera en que la música conecta con los sentimientos es una cosa muy especial que solo lo tiene la música. Es el arte más popular, creo que pocos de nosotros nos pasamos un día entero sin ponernos ni una canción, sin embargo sí que puedes a lo mejor no leer en un día entero, no ver una película o no ver un museo, pero no escuchar ni una canción poca gente habrá. La música en sí es lo máximo que hay, encima en mi caso concreto que me dedico a ella, que es mi profesión, pero también una parte super profunda de mi ser, de la que no puedo prescindir, de la que me siento vacío si no está. Yo soy yo a muchos niveles porque me expreso de esa manera y he hecho de eso mi vida, lo es todo para mí.

El Kanka: “Lo importante es seguir currando, haciendo canciones y vivir dignamente de esto”
5 (100%) 3 votes

Melómana, amante de la naturaleza y la naturalidad. Deja que la música te atrape y rescate, como a mí lo hace.

Laura Malo

Melómana, amante de la naturaleza y la naturalidad. Deja que la música te atrape y rescate, como a mí lo hace.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies