RTVE elige a Blas Cantó como representante de España en Eurovisión 2020

Blas Cantó será finalmente el representante de España en el Festival de Eurovisión 2020, que se celebrará en Rotterdam -Países Bajos-.

El ‘eurodrama’ que traía de cabeza a los fans españoles ha llegado a su fin. Blas Cantó será finalmente el representante de España en el Festival de Eurovisión 2020, que se celebrará en Rotterdam -Países Bajos- los días 12, 14 y 16 de mayo. Así lo ha anunciado RTVE este sábado, al filo de las 4 de la tarde, al final de su Telediario.

Tras un vídeo ‘remember’ de las actuaciones de España en Eurovisión de los últimos 8 años, la cortinilla de Rotterdam 2020 daba paso a un primer plano del cantante murciano, que confesaba a los presentadores del informativo que “ha seguido el festival desde siempre” y que “está feliz de formar parte de él”.

Preguntado también sobre el próximo punto esencial, la canción con la que el artista representará a RTVE la próxima primavera en el festival, Blas Cantó ha explicado que “tienen muchas canciones escritas, pero que es el momento también de abrir la mente” y “pensar en cómo han funcionado algunos de sus temas anteriores”.

La relación de Blas Cantó con Eurovisión

Fue en EuroJunior cuando vimos por primera vez al cantante en televisión. Era 2004 y un Blas Cantó de sólo 12 años trataba de representar a España en la versión infantil del festival: Eurovisión Junior. No obstante, María Isabel sería quien finalmente triunfaría en Europa con “Antes muerta que sencilla”.

7 años más tarde volvería a intentarlo con la ‘boyband’ que volvería a auparlo a la fama, Auryn, con quien tampoco consiguió representar a España en Eurovisión en 2011.

Los artistas que más sonaron

Han sido semanas de rumores entre los ‘eurofans’, desde que RTVE confirmó que la elección del representante se haría de forma interna: desde Ruth Lorenzo -protagonista de una fuerte campaña en Twitter para repetir la buena posición de 2014- hasta David Bustamante -el nombre que más ha sonado en las últimas horas, a pesar de no contar con el apoyo de la comunidad eurovisiva-.