Arco: “Todo le llega al que lucha y espera”

Antonio Arco se ha ganado su sitio en el panorama musical actual gracias a su buen hacer y constancia, y ha sabido desprenderse de su etapa anterior como parte de la banda  El Puchero del Hortelano. Hace algo más de un año, nos llegó su primer trabajo  en solitario, Uno, un álbum que ha cosechado numerosas críticas positivas, y al que le ha seguido una exitosa gira que ha permitido escuchar los nuevos temas en directo del artista granadino, no sólo en territorio español, sino también al otro lado del ‘charco’. Sobre esto último nos habla en esta entrevista, así como de su futuro más inmediato o de cómo le ha ido durante este intenso año.

Lo primero de todo,  preguntarte por tu reciente viaje a Latinoamérica. Una gira que te ha llevado por varios países: Perú, Chile y Argentina, ¿cómo ha sido la experiencia?

Ha ido muy bien. Ha sido una experiencia muy bonita. Ya había ido un par de veces a Argentina y a Chile, con El Puchero, pero era la primera que iba como Arco. Estuve en Lima por primera vez, y fue una pasada porque prácticamente llenamos en La Noche de Barranco, una sala mítica de allí. En las tres ciudades nos fue genial. Luego estuvimos en Austin, también en el South by Southwest, al que van quinientas bandas de todo el mundo. Eso fue una maravilla, no sólo por tocar allí, donde obtuvimos muy buenas críticas, sino por ver el ambientazo que había.

¿Fuiste con alguna expectativa preestablecida o a lo que surgiera?

Íbamos a sembrar, al ser nuestra primera vez. En Lima está Radio Doble Nueve, que nos ha apoyado mucho, y allí se notaba que la gente nos conocía, cantaba las canciones. Hoy en día la radio sigue siendo un gran escaparate para los artistas, para que nos conozcan, y en Perú se notaba. En Chile y Argentina ya había estado, como te comenté, y el trabajo fue más relacionado con El Puchero. Ha sido muy intenso, porque hemos hecho mucha promo, ha habido un interés muy grande por los periodistas, hemos hecho cosas muy chulas. Allí hay una cosa que no hay aquí, por ejemplo íbamos a un programa de deportes, pero había música en directo. Y eso está muy bonito, porque son programas en prime time, que ve mucha gente y un público amplio. No son programas relacionados con la música, pero la tienen muy presente, hay mucho respeto por el artista y por la música en directo. Pero requiere de una apuesta, y aquí el perfil de televisión que se hace es muy distinto. Estaría guay algo así.

¿Y qué tal la respuesta del público?

Como digo, siempre hay alguien que te espera al otro lado. Porque estando tan lejos te preguntas, “¿vendrá alguien a verme?”. En Lima llenamos prácticamente, en Santiago y Buenos Aires fue una taquilla media, pero que también está muy bien. Y nosotros muy contentos, porque queríamos sembrar, y ahora tendremos que ir a regar todos los años; esa es la idea.

¿Qué te has traído de allí? ¿Qué te ha enseñado este viaje para tu música?

Me traigo mucho cariño, mucha inspiración para las canciones nuevas, y me traigo de nuevo la convicción de que la música es un vehículo extraordinario que no entiende de fronteras. En Latinoamérica el idioma es el mismo, y es más fácil, pero en Estados Unidos no fue complicado tampoco. Había mucho latino, pero también veías a los americanos intentando seguir el rollo de las canciones, y esto es bonito siempre.

Pensando un poco en el futuro, ¿qué zonas te gustaría visitar en próximas promociones?

Me he quedado con las ganas de ir a México y a Colombia. Son dos zonas donde se nos escucha, según las referencias que tenemos en redes y en Spotify. Latinoamérica, una vez que cruzas el ‘charco’  es para recorrerte varios países. Pero para empezar, con tres no ha ido nada mal. Estoy muy agradecido.

Hace algo más de un año que se publicaba Uno, tu primer trabajo en solitario, tras la etapa en El Puchero del Hortelano, ¿qué balance haces al respecto?

Muy positivo. Soy siempre de expectativas cercanas y alcanzables, como te comenté. Y que hayan apostado por mí para presentar este trabajo en Latinoamérica es algo donde hay implicada mucha gente,  pues por mí genial. Y aquí estamos ya preparando nuevo disco, ensayando el repertorio para los festivales. Vamos a estar en un montón este año. Aquí en Andalucía tenemos el Tendencias (12-13 de mayo, Alcalá de Guadaira), el Cadizfornia (28 de abril, Chiclana-Cádiz), Granada Sound (22-23 septiembre, Granada), y otros muchos que están por confirmarse. Muy contento al respecto: y a combinarlo con la grabación del álbum.

¿Nos puedes comentar algo sobre este nuevo trabajo?

Tiene previsto que salga para principios del año que viene, intentaremos enseñar algo antes, si podemos. Hacerlo con tranquilidad durante estos meses, sin prisa. El anterior lo hicimos un poco rápido, y este nos apetece hacerlo más lento. En cuanto a temas, tenemos ya cerca de una veintena, y ahora estamos en el proceso de ver qué metemos y qué dejamos fuera.

Uno lo presentaste a lo largo del año pasado en festivales, en sala, en acústico (ciclo Live the Roof), ¿en cuál de estos formatos te has sentido más cómodo?

Cada uno tiene lo suyo, y el formato con banda es una pasada, ahora mismo no lo cambio por nada. Es el formato en el que más fuerza tiene este proyecto. En Latinoamérica los shows los hemos hecho en acústico, Gonzalo y yo. El Live the Roof fue en acústico también, y una sorpresa buenísima. Ahí tengo mucho trabajo por delante todavía para aprender, y es algo que me motiva. Es un formato en el que las canciones crecen también. Curiosamente, al cantarlas con menos arreglos, más desnudas, crecen y se muestran más bonitas, lo que pasa que es algo muy difícil. Ya tenemos algo de tablas, y habrá que seguir trabajándolo. En un futuro me gustaría hacer algo así, una gira excepcional en acústico.

Para un artista de tu trayectoria, que llevas tantos año en la música, algo por otra parte muy complicado hoy en día, ¿qué crees que debe tener un artista para que llegue a la gente y se mantenga ahí?

Para empezar, creo que debes ser sincero, transmitir que lo que cantas es lo que vives y lo que sientes. Eso es algo que noto cuando escucho música o veo un directo. Y después, la constancia. Una vez, en una hoja de prensa de El Puchero leí que alguien decía algo así como que teníamos la autenticidad que confería el tiempo a las bandas que aguantaban los suficientes asaltos. Fue una frase bonita, porque si crees en lo que haces, sigues y no te dejas achantar por los fracasos y las expectativas fallidas que puedas tener, llega un momento en el que la familia crece. Estoy harto de verlo en bandas que empiezan poco a poco, que giran mucho, son muy buenos, y al final les llega su momento. Todo le llega al que lucha y espera.

¿Qué destacarías de esta nueva etapa en solitario?

Creo que lo relajado que estoy y lo fácil que es todo. Estoy en un momento de mi vida en el que todo ha fluido, como en la canción ‘El Día Perfecto’, en el que alguien va poniendo las cosas para que el siguiente tramo sea todavía más bonito. Un placentero viaje este. Estamos preparados para cuando vengan las tormentas, que llegarán más temprano o más tarde, pero por ahora estamos muy a gusto.

En cuanto al público que te sigue, ¿sigue siendo el mismo que cuando El Puchero o se ha abierto el target?

En los primeros conciertos, el disco llevaba poco tiempo en el mercado, y cuando cantaba las canciones de El Puchero, eran muy coreadas. Pero curiosamente, en esta parte de la gira, que hemos vuelto a muchas ciudades que fuimos al principio, ya las canciones nuevas se cantan más que las antiguas. Y eso es buena señal porque se ve que hay un público que ha conocido a Arco, y que se ha animado a venir a vernos.

Por último, ¿cómo se presentan estos meses de festivales?

Estamos cerca de la veintena, es una muy buena cifra para estar en abril. Y lo que te comentaba, lo compaginaré con la grabación del disco, y con ganas de disfrutar mucho de los conciertos. Es el momento de recoger lo que se ha trabajado durante el resto del año. Y sobre todo, seguir creciendo, porque tocas con carteles de mucha calidad, y poder estar ahí y que te vea la gente que aún no te conoce, es muy bonito.

Arco: “Todo le llega al que lucha y espera”
Vota este post

Nacida en Sevilla. Graduada en Comunicación Audiovisual. De profesión fotógrafa, y futura organizadora de eventos en proceso. He colaborado con varias web de actualidad musical, en las que he descubierto mi vocación por la música y la comunicación.

Patricia Del Zapatero

Nacida en Sevilla. Graduada en Comunicación Audiovisual. De profesión fotógrafa, y futura organizadora de eventos en proceso. He colaborado con varias web de actualidad musical, en las que he descubierto mi vocación por la música y la comunicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies