GIRLS llega a su final

Con el estreno del décimo capítulo de la sexta temporada la serie GIRLS nos deja tras seis años.

Ni Sexo en Nueva York, ni Friends. La única serie que realmente ha sabido exprimir la esencia de un verdadero grupo de amigas que viven (o lo intentan) en la ciudad de Nueva York ha sido GIRLS.

Esta serie nació en 2012 y nos llega de la mano de HBO. Lo que pudiese ser una serie más de chicas que viven en el majestuoso Nueva York y que se pasan el día de compras o intentando superar problemas superfluos relacionados con chicos (al más puro estilo Gossip Girl), es sin embargo una serie sin tapujos de la que se podría decir que es capaz de enseñar a las chicas como debe ser una chica de hoy en día (o,  en algunos momentos, como no debe ser) y de mostrar a los chicos algo de psicología femenina.

La “telerealidad” retransmitida por esta tragicomedia ha llegado a servir de espejo a miles de veinteañeros que se ven reflejados en Hannah, Jessa, Marnie o Shoshanna en alguno de los aspectos de sus  vidas. Y es que, si algo tiene GIRLS es personajes con los que puedes sentirte identificado. Quizás seas una Hannah, con el sueño de ser escritora a sus espaldas y una personalidad un tanto infantil. O una Jessa, la típica amiga loca y guapa a la que nadie echa cuentas pero que siempre está ahí. O quizás tengas más en común con Shoshanna, la cual está obsesionada con pertenecer a ese deseado grupo de mujeres poderosas que triunfan en los negocios.  Y si no, siempre puedes ser Marnie, una malcriada niña que no ve más allá de su ombligo, lo cual la hace cometer muchos errores con respecto a los chicos, todo ello mientras intenta cumplir su sueño de ser cantante.

GIRLS nos habla de problemas financieros, con los padres, con la búsqueda de trabajo y hasta sexuales, todos tienen cabida en esta serie. Y no podemos olvidarnos de su banda sonora, de la que ya os hablamos en su momento y que nos ha servido para conocer muchos grupos que personalmente me eran desconocidos y que ahora no puedo parar de escuchar, como Good Graeff o Generationals.

Las gracias se las debemos a Lena Dunham, guionista, directora, productora y actriz de la serie (en el papel de Hannah).  Una mujer sin duda hecha a sí misma, sin miedo a mostrar un cuerpo lejano a lo habitual en televisión,  sin pudor y sin vergüenza, todo ello en el mejor sentido de la palabra.

Si tengo que elegir algún adjetivo que sirva para describir el cúmulo de sensaciones y la montaña rusa en la que me he sentido viendo esta serie, sin duda elegiría atrevida. Pero es que no es solo eso. GIRLS es graciosa y trágica a la vez, es injusta con sus personajes como lo es la vida misma, es sexy en ocasiones e incómoda de ver en otras. Es real. Y si aun no la has visto no tienes excusa ninguna pues, sus capítulos no duran más de 30 minutos y los tienes todos en HBO.

GIRLS llega a su fin sin duda en uno de los momentos más inciertos de la serie dada la situación que atraviesan sus protagonistas y, sinceramente, no hay forma ninguna de saber cuál será el desenlace. Solo falta un día para descubrirlo.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInBuffer this page

Estudiante de Marketing e Investigación de Mercados. Granada. Feliz de nacimiento.

Maribel López Rodríguez

Estudiante de Marketing e Investigación de Mercados. Granada. Feliz de nacimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies